Los mexicanos no somos unos tontos

0 0

¿De verdad Enrique Peña Nieto cree que los mexicanos somos unos tontos? Tal parece que sí, pero ello no implica que su pensamiento sea una realidad, es evidente que el país está enardecido y afortunadamente Zacatecas no escapa a la regla, aunque, para ser honestos, creo que nos falta mucho más para alzar la voz.

La tonta explicación que dio nuestro querido presidente de la República, respecto al gasolinazo está totalmente fuera de proporción, ahora resulta que por los precios internacionales fue estrictamente necesario aumentar el combustible, pues de no ser así caería en crisis la política social del país, como la salud.

No sería mucho más fácil aplicar un verdadero plan de austeridad y comenzar por quitarles a los zánganos de los ex presidentes la pensión vitalicia a la que son acreedores una vez que fungieron como mandatarios.

Y digo zánganos porque de no ser así, no entiendo cómo se atreven a sangrar aún más al país con millones de pesos anuales, que bien podrían servir para atender lo urgente de nuestro lastimado México.

O bien, por qué demonios no decide Peña Nieto bajarse por lo menos a la mitad su sueldo y de sus funcionarios de primer nivel y replicarlo, a través de una iniciativa de ley para que todos los estados hicieran lo conducente.

Ahhh, pero no, que el pueblo sea el que se joda, al cabo hemos aguantado por años esta y muchas otras embestidas como la inseguridad, el hambre y el aumento desmedido de impuestos. De verdad que los que vivimos en México somos unos chingones, pues aguantamos vara ante la vorágine que nos aplasta y aun así seguimos en pie.

Por qué no pensar mejor en verdaderas soluciones, como la creación de refinerías, al fin y al cabo México es uno de los principales países productores de petróleo, que mejor que nosotros mismos producir nuestros combustibles, pero, seguramente eso no dejaría las jugosas ganancias al importar la gasolina, entonces, para qué dar soluciones que, a la larga sólo beneficiarían al pueblo y no al coto de poder que nos tiene con la pata en el cogote.

Soluciones hay muchas, que vendrían a amortiguar los trancazos que hemos recibido los ciudadanos, pero como dichas soluciones no convienen a la mafia del poder (sí, sé que soné muy peje, pero es la verdad), pues no las pondrán en práctica. Queda muy claro entonces cuáles son los verdaderos intereses de nuestra flamante clase política ¿No? Y evidentemente el grueso de la población no entra en esa ecuación, salvo para exprimirnos aún más, no para ayudarnos. Una vez más les digo que en nuestras manos está la solución al problema, pero hay que asumir esa responsabilidad y tomar decisiones radicales. Al tiempo.

*Les agradezco a los que durante este tiempo han estado al pendiente de mi columna y les comento que vienen varios cambios, a mi juicio, para bien, pues los cambios siempre deben ser para mejorar. Estén pendientes, el lunes nos leemos. Un saludo.

*Comunicóloga

Correo Electrónico miriam_serranoc@yahoo.com.mx

FACEBOOK: Miriam Serrano

TWITTER: @Miriciga

También podría gustarte

Comentarios

Loading...